Federico Reyes Heroles: ¿representación del intelectual?

Hay una nueva generación de intelectuales mexicanos a los que no sólo les gustan los libros y la cultura, sino, sobre todo, lo que estos, bien usados, pueden generar:  poder y dinero. Es la clase intelectual de élite de México. A ella pertenece, por ejemplo, Federico Reyes Heroles, quien se ha hecho de un lugar entre los líderes de opinión nacionales. Pertenece a una familia con prosapia intelectual y muy cercana a la vida política del país, con todo y lo que esto implica. Es parte, pues, del “grupo selecto”. Lo que diga puede ser ley. Lo que no, también. Esto tiene grandes ventajas, como lo veremos, pero también grandes desventajas. Una de ellas: tienen que cuidar, como un tesoro, su integridad moral. Hace poco, con el tema de la reforma energética, el periódico Excélsior, del 22 de ocubre de 2013, publicó las opiniones de reconocidos intelectuales con respecto a este tema. Reyes Heroles, en su calidad de presidente de Transparencia Mexicana y defensor de la misma, recordó “que los contratos de utilidad compartida, licencias o concesiones en materia energética han sido utilizados en otros países sin que esto implique el control del Estado sobre la propiedad de los energéticos”, y luego afirmó: “la apertura permitirá compartir tecnologías para que Pemex sea más eficiente”.

El 13 de noviembre, menos de un mes después, la revista Proceso publicó una nota titulada “Federico Reyes Heroles y sus contratos con Pemex”, cuyos dos primeros párrofos es imprescindible transcribir:

 

“Un mes antes de la presentación de la iniciativa peñista de reforma energética, Pemex Exploración y Producción asignó un contrato (420213801) por 378 mil pesos a Transparencia Mexicana, organización fundada en 1999 y presidida por Federico Reyes Heroles, para la aplicación del Programa de Apoyo a la Comunidad y el Medio Ambiente.

Y el 6 de septiembre, dos semanas antes de que el presidente de Transparencia Mexicana participara en el foro Nexos-Televisa en favor de la privatización (y tres antes de su cabildeo ante senadores para “dar certeza jurídica” a los inversionistas extranjeros), la organización obtuvo los contratos P350421-095384 y P350422-095384 para proveer de testigos sociales al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), por 480 mil pesos cada uno.”

 

Reyes Heroles, obviamente, puede tener cualquier posición con respecto a la privaticación o no del sector petrolero, eso será siempre respetable, el problema es que después de lo publicado por Proceso, su solvencia intelectual se agrieta.

Un principio básico que todo intelectual que se jacte no debe olvidar es lo que escribió Edward Said en su libro Representaciones del intelectual, que seguramanete Federico Reyes Heroles leyó. Pero por si acaso no, aquí se lo dejo como colofón:

“Pero si tu ojo está pendiente de tu amo, no puedes pensar como un intelectual, sino solo y exclusivamente como un discípulo y un acólito. En el reverso de tu mente se encuentra el pensamiento que debes elegir, y no rechazar.”

Salud y mejores contratos para nuestros intelectuales mexicanos.

Escribe un comentario en este artículo

2 comentarios en “Federico Reyes Heroles: ¿representación del intelectual?”

Ese hombre no es intelectual (pergeña o le escriben, lo más seguro, palabras a veces mal articuladas para defender el sistema), no tiene solvencia moral (nunca la ha tenido); es un transa, parte de la mafia.

Totalmente de acuerdo. Qué bueno que existen revistas como Proceso de una solvencia ética ejemplar que siempre dicen la verdad. Hay que cuestionar todo lo que escuchamos y leemos (con todo me refiero a Televisa, Reforma y demás medios imperialista), pero hay que dar por bueno siempre lo que dice Proceso y La Jornada, dueños de la verdad. Sí, señor.

Comentarios