Todo tiempo futuro fue peor

Así como el que se va, y anda de un país a otro, y de una a otra ciudad, y luego de un tiempo largo como un siglo vuelve, por tristeza o soledad, a su lugar de origen, así se me figura que con esta carrera del hombre hacia ninguna parte pasará, y entonces el hombre cambiará el teléfono celular por la carta llevada por un barco o una carreta, y no se bañará en la regadera sino en el río, y no verá el televisor sino los pájaros del árbol cantando, y no montará en su vehículo sino en sus dos piernas, y no destruirá a su enemigo –por odio o envidia- sino que lo hará su vecino más próximo, y no cocinará la sopa con gas sobre la estufa sino en una fogata de tres piedras, y no volverá, por último, a ser tan infeliz como hasta ahora lo ha sido, porque todo vértigo, y todo espanto, y toda enfermedad no será más que un futuro lejano que se recordará con particular condescendencia.

Afmedios

Escribe un comentario en este libro

Comentarios